Hoy os queremos hablar sobre un aspecto fundamental en nuestra operativa diaria: la gestión de stock e inventarios. Es uno de los valores añadidos que más desapercibidos pasan para nuestros clientes y partners pero que, sin embargo, es de suma importancia para nuestro día a día.

ICP Tech Solutions, como centro de ingeniería de hardware, acomete innumerables operaciones en las que actúa sobre miles de dispositivos diariamente, optimizando su estado y dándoles un valor nuevo. Esto se hace por medio de sustitución de componentes internos y externos.

Tanto los dispositivos como dichos componentes poseen un valor económico. Este se ha de controlar, en nuestro caso, de un modo exhaustivo, mediante herramientas que nos dan los datos de inventario de cada uno de los mismos en ubicación y tiempo real.

¿Cómo logramos un control total de nuestro stock?

Gracias al desarrollo de aplicaciones digitales creadas por nuestro equipo de desarrolladores IT, así como del diseño y monitorización constantes de los procesos creados por nuestra oficina de proyectos, basándose en la amplia experiencia logística de la compañía. Todos los procesos van encaminados a lograr el máximo beneficio y rendimiento con el mínimo esfuerzo.

¿Por qué es tan importante la gestión de stocks?

Como hemos mencionado anteriormente, cada componente o dispositivo posee un valor económico y esto va directamente a la cuenta de resultados de toda corporación. Si controlamos el stock, controlamos una parte muy importante de las finanzas de la empresa y como no la satisfacción de nuestros clientes y partners, aportándoles soluciones a medida.

¿Hay métodos infalibles para controlar el stock?

Obviamente no. Desde ICP Tech Solutions nos basamos en métodos Lean y KANBAN, algo que ya os sonará a los asiduos a nuestras publicaciones. Actuamos bajo los preceptos de estos métodos a la hora de elaborar y monitorizar los procesos para la gestión de stock.

Aparte del control ¿qué aporta la gestión de inventarios?

La gestión de inventarios se ha convertido en un diferenciador competitivo en los últimos años. Hoy ya no basta con tener productos en stock, es necesario extraer datos y saber medir los resultados de este stock, su rotación, consumo y días de rotura para poder adelantarse a los diferentes escenarios y acontecimientos, evaluando costes y medidas a tomar en función de estos resultados.

¿Cómo calculamos los datos futuros?

Mediante herramientas de Inteligencia Artificial, incluyendo condicionantes, podemos llegar a tener unos resultados numéricos y establecer unas hipótesis que serán los escenarios posibles a partir de los datos iniciales.

Como veis es un trabajo exhaustivo y continuo que, aunque tiene un inicio muy complejo y con una carga de trabajo importante, si los procesos se encajan bien y se predicen las necesidades del cliente, los éxitos llegarán seguro. ¡Os lo decimos por experiencia propia!